3, 2, 1… ¡¡Arde Marbella!!

Nacimos en los ochenta, crecimos en los noventa; pertenecemos, por tanto, a una generación perdida, poco reconocida y, por supuesto, nada valorada. Poca gente cree en nosotros y se nos suele considerar una juventud sin criterio, impávida y, sobre todo, sin preparación. Nuestra opinión, en cambio, es más bien la contraria, pensando que la falta de conciencia, el aplomo y la despreocupación cultural son, por desgracia, aspectos identificables en la sociedad madura actual, la cual, precisamente, machaca sin escrúpulos nuestra lozanía. Ni en el barrio, ni en la escuela, ni mucho menos en los poderes públicos, hemos encontrando apoyo o sustento alguno: para la vecina del primero éramos gamberros; para el maestro, zoquetes sin ninguna capacidad más allá de la de incordiar; y, por último, para el Estado, la experiencia nos hace suponer que durante nuestra niñez sólo fuimos, a parte de delincuentes en potencia, simples números de diversas estadísticas.

Fue a nosotros a quien se nos prohibió jugar a la pelota en la calle, los que nos quedamos sin descampados donde correr, a los que nos apuntasteis a cientos de absurdas actividades extraescolares, los que no pudimos comprar más tebeos, los que montábamos en bici sólo los domingos, los que no podíamos ir a la playa sin protección solar y también, como no, los nacidos a finales de los ochenta fuimos los primeros en saber que un chichón, una brecha en la rodilla, tener las manos sucias o comer cosas del suelo podía provocarnos serios problemas de salud.

En efecto, para bien o para mal, siendo niños nuestra generación experimentó cambios que, a ritmo de bacalao, grunge y rap, nos transformaron a ojos de nuestros mayores, hasta el punto de producirse una ruptura total entre ambas generaciones, siendo fruto de ello la incomprensión ya citada más arriba. Sin embargo, no fue nuestra culpa que las chapas y canicas dejaran paso a los ordenadores y videoconsolas, que el maestro se transformara en el profesor, que el elástico fuera sustituido por las revistas de moda y belleza, que las bicis dejaran de ser nuestro principal medio de transporte y diversión, que de las ferias desaparecieran los petardos y aparecieran el láser y las armas de aire comprimido. No fuimos nosotros quienes nos compramos un móvil con diez años, una moto con catorce o decidimos que la hora de llegar a casa no debía ser antes de la entrada de la mañana. Exacto, no tenemos nada que ver en que los niños de hoy día salgan de su casa antes de las cinco, merienden bollería industrial o el SMS haya desbancado al grito de balcón.

En fin, no cabe duda que el interés por proteger nuestra integridad física fue extremo, en detrimento de la mental. A consecuencia de ello hemos crecido sin identidad propia, despersonalizados y destinados a seguir un único rumbo, ya que desde pequeños sólo se nos ha repetido una cosa: “en esta vida hay que ser alguien de provecho”. Lo sorprendente es que, ante tanta adversidad, muchos de nosotros hemos logrado superar dichos impedimentos y a estas alturas de la vida, pasados los veinte y en contra de la opinión general, somos gente activa, independiente, creativa, responsable, tolerante y, lo más importante, con cultura, inquietudes sociales e ideología propia, algo que, ciertamente, no abunda en esta sociedad.  Así pues, el principal  objetivo de este blog es dar a conocer todos los proyectos, las actividades, los bolos, los encuentros y las movidas que la gente joven promueve y lleva a cabo en Marbella, dando por sentado que, tanto ahora como antes, hemos sido despreciados y arrinconados por el poder municipal.

Ahora bien, nuestra labor quedaría incompleta si únicamente nos dedicáramos a difundir, obviando la denuncia social de la precaria situación que aquí hemos expuesto. En principio, nos referimos al maltrato sistemático que nuestra ciudad y, en particular, los jóvenes sufrimos durante los mandatos de Jesús Gil y Gil; ni podemos, ni debemos, ni queremos olvidar. Es responsabilidad de este indeseable, así como de sus votantes y colaboradores (¡¡Román, Sierra, Roca, Muñoz, etc. no os confiéis, a vosotros tampoco os olvidamos!!), que los que hoy pasamos la veintena nos hayamos criado en una ciudad culturalmente muerta. Sin embargo, es triste percibir que las actitudes a la que nos tenía acostumbrados este maleante, insulto a la inteligencia, son  muy parecidas a las de la actual corporación local, para la cual los jóvenes de Marbella seguimos siendo un simple cero a la izquierda. Que quede muy claro: las capeas de vaquillas, los torneos de voleibol y los desayunos con la alcaldesa no es lo que necesitamos, salvo que se pretenda aborregarnos.

Esta ha sido nuestra declaración de intenciones, franca y directa. Ha llegado el momento de que, por fin, se digan las cosas claras en esta ciudad. Ha llegado la hora de que arda Marbella.

Prometeo y Pandora.

Anuncios

9 comentarios to “3, 2, 1… ¡¡Arde Marbella!!”

  1. Vesta Says:

    Los que en los 90 alcanzamos la edad madura, vimos transformarse nuestra ciudad en un cortijo sin ley, muertos de miedo, rodeados de mafiosos, quisimos criar a nuestros hijos sin que se contaminaran de aquella cultura ordinaria y hedonista. Y costó trabajo ser objetor ojala que los jovenes del 2000 sean mejores personas y eso pasa por respetar a todas las ideologias pero también a los que tuvieron menos oportunidades, quinquis que nunca tuvieron a la hora de desayunar el pequeño país junto a la ensalada de frutas, niños y niñas que vieron a sus padres dudar entre ver el culebrón mejicano y el futbol, mientras otros se educaron viendo ERase una vez el hombre,teniendo de fondo una sonata de Bach. Ojala todos los niños de esta ciudad que enfermo de puro rica sean ahora jovéne conscientes y respetuosos, sobre todo con sus mayores.

  2. *DAVID* Says:

    bueno, he llegado hasta aquí a través de Tuenti. Aún no se quien eres o quienes sois pero supongo ya me informarás en persona. De momento solo he leido este pero ya me tienes enganchado, me voy a poner al día con los demás. Parece una muy buena iniciativa y da guato ver gente que se preocupa, ¡estoy con vosotros! Saludos.

    PD: Sigo leyendo.

  3. un marbellero... Says:

    Ya era hora de que hubiera alguien que se preocupase de verdad por Marbella, cuánto daño ha hecho el gordo y cuánta incultura junta hemos tenido que vivir… Seguiré leyendo vuestra página.

  4. Hugo de Veronne Says:

    Ahora no puedo explayar mi comentario porque estoy esperando a que se seque la cal con la que experimento mis proximas creaciones para los escaparates de Prada en NY y Tokyo. Me parece ganial lo que se denuncia en este blog, ya que esa ciudad me parece digna de volver a resurgir de la ruina a la que la llevaron aquellos. Para empezar es necesario saber si el bar “la Niña del Pisto” en la calle San Lazaro es propiedad de la ordinaria, ladrona y vulgar Maite Zaldivar. No perdonemos. Seguiré… ¡horror se me seca la cal!

  5. Corre ........corre ..... vuela alto.. Says:

    Corre .corre , vuela alto pajarillo , es que no ves los coches alemanes de 50.000 como abundan , corre pajarillo, que el sol radiante te espera para que te de el sol en los clubs mas increibles , corre pajarillo que sirviendo copas conoces a todo el mundo , luego ya te enchufaras en algo y no tendras que preocuparte por una buena casa , ya encontraras un buen local y montas lo que sea aqui hay muchos centros comerciales. Que mas da pajarillo a quien le import atoda esta gente aqui cada loco con su tema.

    Hay un banco en un parque donde los jovenes se sientan , son increibles , por que tienen unas moto muy bonitas y parecen todos que van a la ultima , tatuajes , buena ropa……. pero tambien hay uno que siempre iba en autobus a Marbella hasta que pudo tener su propia moto , solo que era para no tener que ir en autobus a su dichoso trabajo……………… ese chico no tiene nada por que nadie alli entre estos grandes empresarios rodeados de constructores del nfierno traidos de la mano de el ayuntamiento corrupto como ya se ha demostrado ya han dejado claro el hueco que han dejado a los de esta generacion.

    Personalmente a estas alturas no me importa ver a los del banco con su buen trabajo y su buena casa de geta que callen hagan como los fantasmas , simulando que no existen………..jajajaajaj.

    Pero yo estoy aqui , el bloguero curioso propietario de este dominio tambien por lo visto, en mi epoca de aprendiz de peluquero , ayudante y claro oficial en esta epoca dorada por la pasta gansa de el Gilote aprendi sobre todo a como se hacen mal los cosas siendo testigo de las 1000 y 1 historias que me ha tocado ver y padecer ………..solo que yo deseaba y deseo hacer las cosas bien , por eso no hay quien me gane en lo mio.

    Un blog es un sitio para hablar, la gente tendrera a eso , yo te pregunto a ti ¿ actuas tambien? ya lo veremos en caso de que sea asi cuenta con un arma cortante de doble filo en cuanto a relaciones personales. Suerte en tu fin , tambien es el mio.

  6. Hugo de Veronne Says:

    Esa ciudad tiene el rumbo perdido desde hace muchos años. ¿He leido algo de una feria de día que se celebra en un parque, con casetas de enchufados del PP instaladas debajo de un puente? (Les da lo mismo un traje sastre que la sombra de un puente) ¿quién es Kika Caracuel? NOOOO… Esa… ¿tambien quiso ser alcaldesa? ¿Una capea para la juventud? Todavía algún pijo de esos rancios se enrolla con una folclorica… y vuelta a empezar. Voy a seguir entre Tanger y París sin pasar por Ricardo Soriano.

  7. Corre ........corre ..... vuela alto.. Says:

    pues largo hugo , que gente que no tenga ganas de hacer nada al respecto sobran , buenos dias

  8. anonimo Says:

    el imperio pijo y fascista de marbella algun dia kaera y espero eso para verlo y poder reirme nunca cambiara marbella si no rompemos kon nuestra mentalidad

  9. hortensia pereira Says:

    Acabo de leer en el pais un articulo de Justo Navarro afirmando que el gilismo ha muerto, y yo digo que vive en el poso de correpción de los 8oo enchufados que están en el pesebre dorado, hoy he visitado el trapiche del prado con una amigo y nos hemos dado cuenta de que alli no se hara nada, nos han dicho que no hay dinero, todo ha habido que inverrilo en limpiar la mugre de los caballo, propongo que la limpieza la pague Julián Muñoz que fue quien lo metió alli.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: